Lunes, 01 Marzo 2021

    "Winter is coming", preparando las flotas para el frío y las fuertes precipitaciones

    Camión circulando por la nieve Camión circulando por la nieve Transporte Profesional

    Revisar el estado de los neumáticos, las luces o la batería, entre otras cosas, es fundamental para preparar los camiones y todo tipo de vehículos para el invierno.

    El 21 de diciembre fue el día en el que oficialmente comenzó el invierno. Pero como buenos previsores, es importante hacer en estas fechas todos los preparativos necesarios por parte de los transportistas para que sus vehículos puedan hacer frente con plenas garantías al termómetro por debajo de los ocho grados, que es cuando la mecánica y los neumáticos se ponen a prueba, y las fuertes precipitaciones.

     La importancia del neumático

    De hecho, estas inclemencias y el intenso frío están detrás de una buena parte de los problemas mecánicos y de los accidentes en esta época del año, siendo el neumático el que más quebraderos de cabeza da a los responsables de flotas, con un 30% de incidencias, según Euromaster, especialista en el cuidado y mantenimiento integral del vehículo.

    Por tanto, un correcto mantenimiento del neumático, con especial atención a la profundidad del dibujo, es indispensable, pues es clave para una buena evacuación de todo el agua que un conductor se puede encontrar en la carretera.

    Si bien la ley no marca una profundidad mínima para neumáticos de camión, en la práctica no se puede garantizar una correcta evacuación del agua por debajo de 3 o 4 milímetros.

    En este sentido, Euromaster recuerda la importancia de optar por un neumático de invierno, es decir, con prestaciones específicas para el frío (recomendados por debajo de 8ºC), la lluvia e incluso condiciones de nieve. Es una parte fundamental para cuidar toda clase de vehículos, pero es más importante aún en el caso de los camiones por su intensidad circulatoria.

    Así, si el transportista opta por este tipo de cubierta, deberá acudir al taller o pedir que acudan a la campa donde están aparcados para que le sustituyan los neumáticos de verano, menos preparados para el clima invernal y con más riesgo de accidente.

     

    No sólo las cubiertas

    Los transportistas deben concienciarse de que pequeños actos pueden tener grandes consecuencias. Un buen ejemplo son los limpiaparabrisas, que deben hacer un buen barrido de las lunas cuando llueve pues, de lo contrario, por mucho que el sistema de frenado del vehículo esté impoluto, si el conductor no tiene correcta visibilidad no hay frenos que valgan. Es una operación de mantenimiento que oscila entre los 30 y los 60 euros.

    Otros elementos a revisar con la llegada del frío son las luces, siendo crucial regular la luz delantera en una época del año donde hay menos horas de sol y, por tanto, la iluminación del camión está más tiempo activada. Una luz demasiado baja puede quitar visibilidad de la calzada, o si está demasiado alta, deslumbrar al conductor que circula en sentido contrario.

    Y, finalmente, las baterías son piezas que sufren con los cambios de temperatura y conviene revisarlas para no tener un traspiés y quedarse tirado en la calzada.

    Contacto Web: www.euromaster-neumaticos.es 

    Teléfono: 901 380 380

     

    Valora este artículo
    (0 votos)
    Más en esta categoría:
    Raquel Arias

    Desde 1996, intento explicar el mundo del transporte a profesionales, haciendo un poco más fácil lo de informar a expertos y no tan expertos. Es más interesante de lo que parece, pero menos fácil, también. 

    https://www.transporteprofesional.es/raquel-arias

    Deja un comentario

    Asegúrese de introducir toda la información requerida, indicada por un asterisco (*). No se permite código HTML.

    Separatas y Monográficos del Transporte